Voluntariado en la organización Hasdei Naomi

La organización “Hasdei Naomi” opera cerca de 40 puntos de distribución de alimentos para necesitados en todo el país, con más de 10.000 voluntarios y voluntarias.
Únanse también ustedes y tiendan aus manos a los necesitados. Nos complacerá coordinar actividades con ustedes en la zona y en el momento que deseen (el voluntariado es adecuado para individuos o grupos).
Para unirse al voluntariado en “Hasdei Naomi”, completen los datos y nos pondremos en contacto con ustedes a la brevedad:
Comuníquense sin cargo con el Centro Nacional de Llamadas, 1-800-677-777, o llamen desde cualquier teléfono a: *4945.
Voluntariado en Bnei Brak: Hasdei Naomi, Bar Yohai 10 y Ha-Admor Mi-Kotsk 41.
Voluntariado en Jerusalén: Hasdei Naomi, sucursal de Jerusalén, Beit Hadfus 31, Guivat Shaul.
Voluntariado en Tel Aviv: Hasdei Naomi, sucursal Tel Aviv, Tishrei 54.
Voluntariado en Bat Yam: Hasdei Naomi, sucursal Bat Yam, Nafha 2, esquina Komemiyut.
Para otras posibilidades de ser voluntario en el Centro, haga clic aquí.

¿Quiénes se han ofrecido ya como voluntarios en nuestra asociación?
Dvori, una novia que se ofreció como voluntaria el día de su boda, escribe a Hasdei Naomi:
“Conocía a la organización Hasdei Naomi en mi niñez, cuando mis amigas de la escuela y yo acudíamos como voluntarias en las vacaciones. Cuando llegó el gran día en el que pude construir mi hogar y entrar bajo la jupá, sentí que debía hacer algo más que lo habitual y decidí presentarme en Hasdei Naomi el día de mi boda (!). Vine a empacar cajas de comida para los necesitados y sólo entonces sentí que podía seguir con mis preparativos para ese gran día.
¡Fue muy emocionante!”

Rivka, una mujer embarazada que se ofreció como voluntaria en Hasdei Naomi durante sus dolores de parto, escribe:
“Estaba al final del embarazo, justo antes del parto, y sentí que tenía que hacer algo bueno por los demás; una organización que ayuda a tantos bebés con el suministro de alimento para lactantes y pañales sería ciertamente un gran privilegio para mí antes de dar a luz… Vine a ofrecerme como voluntaria y los dolores me sorprendieron, primero eran moderados pero después se hicieron más regulares… Llamé a mi esposo y de inmediato viajamos al hospital. Una hora después di a luz a una niña encantadora…”

Ramit C., de Rishon LeTzion: “Vine a ofrecerme como voluntaria en la organización Hasdei Naomi después de que nos acompañara durante los días difíciles que mi hija Gal pasó en el hospital Tel Hashomer; los voluntarios de Hasdei Naomi llegaban con payasos, sorpresas y globos, siempre con una sonrisa en la cara. Ahora, que mi hija Gal z”l ya no está con nosotros, considero un deber sagrado ayudar y ser voluntaria en esta querida organización que tanto ha hecho por nosotros.”

Ruth L., de Ramat Gan: “Un buen día el cielo se desplomó sobre nosotros. Mi hijo de siete años se sintió mal y después de un examen de rutina, y a continuación una TC, se comprobó que tenía un tumor en la cabeza. Lamentablemente, ningún médico quería asumir la responsabilidad de la operación y dejaron la situación tal como estaba, con la esperanza de que el tumor no se propagara. En aquellos días tristes veníamos de vez en cuando a ser voluntarios en la organización Hasdei Naomi, que ayuda a los huérfanos, y sentíamos que tal vez el mérito de la bondad contribuyera a la curación de nuestro hijo. Con cada caja de alimentos que empacábamos, rezábamos para que nuestro hijo sanara. Después de medio año, cuando le hicieron una nueva TC de seguimiento, ¡se comprobó que el tumor había desaparecido! Nuestra sensación personal es que fue así gracias a la buena acción que habíamos hecho en Hasdei Naomi.”

Rajel D., de Guivataim: “Nuestro hijo de 13 años estaba a punto de celebrar el Bar Mitzvá y la emoción estaba en su apogeo, queríamos hacer algo más allá de la fiesta, una buena acción que dejara una huella y fuera un mensaje importante para la vida. Vinimos a Hasdei Naomi el día del Bar Mitzvá y empacamos cajas de alimentos para familias necesitadas. Mi hijo sintió que ése fue un día maravilloso.”